Torre de Pisa

Torre de Pisa

4 de junio de 2021 Desactivado Por autostopargentin

La torre de Pisa o torre inclinada de Pisa constituye el campanario de la Catedral de Pisa, y además es uno de los mayores exponentes de la arquitectura románica, dicho monumento se encuentra en la piazza del Duomo de Pisa, extenso espacio amurallado, ubicado en la ciudad de Pisa, región de la Toscana, provincia homónima, Italia.

Construcción de la Torre de Pisa

La construcción inicial de la estructura se finalizó 1173, y desde ese momento la misma empezó a inclinarse y hundirse, pues en un principio su altura era de 60 metros y en la actualidad mide poco más de 56 metros, con una inclinación aproximada de 4 grados y casi 15.000 toneladas de peso. Para subirla cuenta con una escalera en forma de caracol que alcanza casi 300 escalones.

Reconstrucción

El gobierno de Italia solicitó ayuda internacional durante 1964 para evitar su derrumbe, lo que desencadenó su cierre al público en 1990, como medida para preservar la seguridad. Finalmente después de un proceso de estabilización y el retiro de decenas de toneladas de Tierra, fue abierta nuevamente al público.

Además se aseguró que la Torre dejaría de moverse por primera vez en la historia, y que este proceso le daría estabilidad por al menos 200 años más. 

¿Por qué está inclinada la Torre de Pisa?

El motivo se concentra en el suelo donde está construida, ya que este genera poca estabilidad gracias a la gran cantidad de arena y arcilla que presenta, demostrando grandes facilidades para deslizarse y deformarse, destacando que varios metros de la torre se encuentran enterrados. 

Atractivos de la torre

La torre se construyó como campanario, para no incluir este espacio en la catedral, por ello parte de su atractivo es escuchar el sonido de las campanas, a su vez la torre está constituida de mármol blanco y posee un estilo arquitectónico único, de la mano de imponentes arcos y galerías. 

Sin embargo, su mayor atractivo es la inclinación, ya que resulta interesante sentir que está a punto de caer.